Descripción

Debido a la gran sobrecarga de estímulos en la era digital, nuestro cerebro bioinformático tiene un trabajo de 24 horas en la mayoría de los casos, a pesar del sueño. Con este gráfico y la activación de los poderes de autocuración, la sobreestimulación puede transformarse en una zona de bienestar en muy poco tiempo. Los hemisferios izquierdo y derecho del cerebro pueden interactuar mejor en esta atmósfera y, al mismo tiempo, la activación de la glándula pineal también puede tener lugar sin obstáculos.

El insomnio y el cansancio constante durante el día pueden regenerarse. El sistema de electrones del cuerpo bioeléctrico vuelve a funcionar de forma negentrópica (aumentando la vitalidad). El cuerpo tiene la sensación de estar en la naturaleza virgen. La mente se siente más clara. El diagrama representa los dos hemisferios del cerebro. La falta de claridad puede disolverse.